carta de bienvenida a la maternidad

 

 

Bienvenida a la maternidad, querida mujer

¡¡Felicidades por el nacimiento de tu bebé!!

 

 

 

Espero y deseo que el parto haya sido una experiencia transformadora para ti que quizás hoy no puedas entender, pero que el tiempo hará que poco a poco lo vayas integrando y aprendiendo. ¡los partos guardan grandes perlitas de información y consciencia para nosotras si nos atrevemos a mirar!

 

Ahora estás en pleno Mes Dorado, un momento único, irrepetible y muy especial en el que es muy importante cuidar de tu salud física y emocional.

 

El Mes Dorado se le denomina en china a la cuarentena del postparto. La finalidad es que la madre descanse, se recupere y recobre su estado de salud habitual. En el parto y después del mismo se pierde mucha sangre, lo que crea mayor vulnerabilidad a cualquier enfermedad. Se cree que, cualquier enfermedad contraída en este periodo posparto, se cronifica para el resto de tu vida. Además, cualquier otra enfermedad previa al nacimiento se puede curar durante el Mes Dorado. De hecho, a veces los médicos recomiendan a las mujeres que tienen muchas enfermedades que se queden embarazadas y que utilicen su Mes Dorado para recobrar su salud. Éste es el tremendo poder curativo de este periodo. (Extraído del libro de la Dra. Xiaolan Zhao. Medicina Tradicional China para la Mujer)

 

Es muy importante buscar ayuda y compañía si no la tienes, que cuando vengan visitas a tu casa no sientas que la debas tenerla reluciente ni que tengas que atenderles. Más bien al contrario, que sean ellos y ellas las que a ti te ayuden y atiendan; puede ser llevándote o haciéndote la comida, limpiando el baño o poniendo una lavadora mientras tú te dedicas a atender a tu bebé, que no es poco trabajo. ¡¡Ese es el mejor regalo!!

 

Durante el Mes Dorado, evita el frío, intentando evitar baños, lavarte la cabeza, levantar cosas pesadas, exponerte al agua fría o temperaturas bajas o al viento, nadar, comer alimentos de naturaleza fría como ensaladas, fruta o alimentos crudos, tomar bebidas frías, mantener relaciones sexuales y hacer demasiado ejercicio. En cambio, tomar alimentos Yang de naturaleza caliente como cordero y otras carnes rojas, alubias rojas, lentejas, huevos, sopas, caldos de huesos, etc. te restaurará la sangre perdida en el parto y la salud.

 

A continuación te paso una serie de recursos que a mí me sirvieron cuando nació mi hijo y que espero pueda serte de provecho para llevar mejor el postparto. ¡Recuerda que no estás sola!

 

Si lo que te gusta es leer y estar informada, quizás encuentres interesantes algunos de estos libros:

 

Sobre la MATERNIDAD:

- La represión del deseo materno y la génesis del estado de sumisión inconsciente. Casilda Rodrigañez y Rosa Cachafeiro.

- Maternidad y el encuentro con la propia sombra. Laura Gutman.

- Maternidad tabú. Katia Thiele.

 

Sobre LACTANCIA MATERNA:

- El arte femenino de amamantar. La Liga de la Leche Internacional

- Un regalo para toda la vida. Carlos González

- Mi niño no me come. Carlos González.

 

Sobre CRIANZA:

- Bésame mucho. Como criar a tus hijos con amor. Carlos González.

- El concepto del continuum. En busca del bienestar perdido. Jean Liedloff.

- Nuestros hijos y nosotros. Meredith F. Small.

- Dormir sin lágrimas. Dejarle llorar no es la solución. Rosa Jové.

- El niño feliz: su clave psicológica (Libertad y cambio) de Dorothy Corkille Briggs,

- Moverse en libertad: desarrollo de la motricidad global de Emmi Pikler.

 

Si eres social, y te gustar compartir las inquietudes de la maternidad con otras mamás, puede que te interese:

- Kumaldi: una asociación de madres y padres por una crianza respetuosa.

- Amabizia, asociación por un nacimiento y crianza respetados.

- Grupos de madres voluntarias de apoyo a la lactancia materna: Amagintza y La liga de la leche Navarra

- Masajes para bebés con ANAMI

- Yoga postparto para mamás y bebés

- Mammaproof, la guía para disfrutar de la ciudad con tu tribu.

 

Si lo que buscas es un ambiente más íntimo donde poder expresarte y donde recibir un regalo para el cuerpo si lo sientes tenso:

- Shiatsu para el postparto - Puedes venir con tu criatura esté dormido o despierto. Especialmente recomendable si has tenido un parto difícil o cesárea. También viene bien para cerrar el ciclo de embarazo transcurridos las 6 semanas después del parto.

- ¡o ve a tu masajista habitual!

 

Si conoces algún profesional de tu confianza que te ayuda o haya ayudado en esta primera etapa de la maternidad, puedes compartirlo conmigo para difundirlo aquí para que otras mamás se beneficien. ^_^

 

Un abrazo y feliz viaje!